agosto 16, 2007

Acto de Desaparición - Colaboración desde España


ACTO DE DESAPARICIÓN
Senén Rodriguez Perini

El lugar ideal lo encontró junto al borde de un pequeño barranco arenoso. En la base puso un tablón grande, en un ángulo de 45 grados, colocando en el centro con perfecto balance, un palo al que ató una cuerda larga. Delicadamente fue aflojando la arena y tierra seca de la base. Demoró poco menos de una hora para dejar pronto el mecanismo que aseguraba el efecto.
Sin apuro (pero sin pausa) cavó un hueco grande, cómodo, y la tierra que sacaba la fue distribuyendo con mucho cuidado sobre el mismo tablón, procurando que no perdiese el equilibrio. Cuando llegó a la profundidad deseada, colocó en su sitio la cuerda, tomó unos tragos de agua de la cantimplora, luego la guardó en el hueco junto con la pala, se acostó adentro y jaló de la cuerda.

Tal como lo había previsto, esto desprendió el tablón que resbaló cayéndole arriba y tapó perfectamente la fosa, y sobre este cayó toda la tierra suelta y la que se desprendió del pequeño barranco al desmoronarse su saliente, tapando completamente la madera y no dejando huellas de trabajo humano.

En completa oscuridad, pero aún con aire, llevó el 38 de caño corto a su boca. De afuera no se sintió nada.

Se "desapareció" impecablemente.

No comments yet

 
Theme By Arephyz, Modified By: §en§ei Magnu§ and Powered by NEO