junio 16, 2007

De La Incredulidad - Colaboración desde Colombia


DE LA INCREDULIDAD
Melissa Fonseca

Caminás… hablás…
reís… soñás…
Pero sos como esos años que no se cuentan
mi medio día, mi calumnia.

Sos una sombra en la pared,
sos triste árbol deshojado,
tierra abonada del precipicio,
sos hijo de la grandísima vida,
sos pluma desvanecida.

Agua… luz…
oscuridad… tiniebla…
Vos muchacho
sos como las noches que se estremecen
sos augurio
edificio y calle.

Montaña de verdes amistades,
cría de lobos hambrientos.
sos mi sospecha… la humedad…
lo reseco… Sos un tren
que deja el aire agrietado.

Ese eterno horizonte de placer
sos nada… no sos.

Vos encarnás mi cotidianidad.
Estás en todo lo que toco,
en todo lo que miro.
en todo
del todo que me cubre.

Vos no lo sentís… no lo entendés
pero estás en todo…
En todo aquello que no creo.

No comments yet

 
Theme By Arephyz, Modified By: §en§ei Magnu§ and Powered by NEO